Inicio > Tonterías > La felicidad está ahí, sólo tienes que desearla de veras.

La felicidad está ahí, sólo tienes que desearla de veras.

Flácido miró su reloj, era la hora, todas las noches acudía a la hora del cierre del bar de Paco, le ayudaba a recoger, barría, colocaba sillas y demás, a cambio Paco le daba un café con leche y un chupito de pacharán, Paco era quizá la única persona a la que Flácido podía considerar algo parecido a un amigo, cosa triste porque su relación se basaba únicamente en ese momento del cierre nocturno y desde hacía menos de seis meses.

Hace tres años la vida de Flácido era muy distinta a la de hoy, casado felizmente, un buen trabajo, dos preciosos hijos, cuando recordaba esos días siempre maldecía su mala suerte, sin saber bien aun cómo pudo suceder todo tan rápido, su despido, su divorcio, los impagos, la pérdida de la casa, los problemas con su ya ex-mujer, en poco tiempo pasó de una cómoda vida a la realidad de su situación actual, vivir, malvivir en la calle.

sintecho Se cambió incluso de ciudad, la vergüenza de poder encontrarse con sus antiguos amigos, con su familia, con sus hijos, procuraba cuidarse en la medida de lo posible, mantener cierta dignidad, usaba todos los servicios sociales, ducha y afeitado diario, lavado de ropa, aun así los estragos de la vida a la intemperie ya se notaban y de qué forma en su aspecto.

Entró en el bar, saludó a Paco, cogió la escoba y empezó su tarea, Paco mientras limpiaba la cafetera y ordenaba los últimos vasos salidos del lavavajillas, comentaban siempre trivialidades, cuando acabaron Flácido se sentó a beberse el café bien caliente, su gran placer del día, sobre todo ahora en invierno, en la tele daban un programa de esos en los que un famoso o famosa enseñaba su casa.

Hoy tocaba el turno a la joven y bella esposa de un magnate de los medios de comunicación, hombre que casi le triplicaba en edad, antes de anunciar su compromiso era una perfecta desconocida, hoy era una habitual de las grandes fiestas de la alta sociedad de las islas, enseñaba contenta y orgullosa su mansión, contando las curiosidades y anécdotas de muchas de las cosas únicas que tenía, era feliz, rematadamente feliz.

Ante las preguntas de la entrevistadora acerca del secreto de la felicidad ella respondía que todo era cuestión de actitud, que si sonreías a la vida ella te sonreía a ti, que si realmente querías ser feliz acababas siéndolo, optimista, había que ser optimista, “no aguanto a los que se lamentan de su desgracia y no hacen nada para evitarlo, con su actitud negativa, yo cuando veo que mi ánimo decae me harto a leer frases tipo “Cuando quieres algo, todo el universo conspira para que realices tu deseo.”

“Hija de puta”, pensó Flácido, bebió de un sorbo el chupito y tras despedirse de Paco salió a la calle, “será hijadeputa la zorra esta, como si yo estuviera como estoy porque me sale de los cojones, racimo de hostias la daba, si quieres algo lo conseguirás, pues no te jode la puta de los huevos, como si no soñara todas las noches que en vez de despertarme en ese puto cajero automático volvería a hacerlo en mi cama, con el beso de mis hijos,”

Flácido se dirigía a su cajero, aquel por el que tuvo que pelear durante un par de noches, era de los mejores, en una calle sin demasiadas corrientes y un banco sin excesiva clientela que le produjera problemas, de repente un dolor en el pecho le sacudió, apenas podía respirar, un sudor frío le bajaba por la frente, cayó al suelo, quedó inmóvil, junto a él pasaron varias personas que le miraron con desdén, “el ayuntamiento debería hacer algo con estos borrachos”, Flácido murió, solo, en cierta manera la grandísima hijadeputa tenía razón, Flácido llevaba meses deseando que su desgracia acabara y por fin acabó.

Leverage para la posdata, gran canción esta “Wolf And The Moon”, la verdad es que hacen canciones chulas, el cantante canta bien y vaya, es muy recomendable su escucha.

Anuncios
  1. 17/03/2014 en 00:41

    ostras maño!! vaya reflexión. buena. a mi me gustan algunas frases; no me levantan del sofa ni me traen el pan a casa, pero me gusta leerlas.. sí que es verdad que justo la que has puesto de que si sonríes al mundo el mundo te sonreirá es una de las que más me gustan, pero claro, todo esto, como todo, depende de quien lo viva y cuando. lo que hay momentos en los que no sabes ya ni por donde te llegan las hostias, imagino; porque de eso por ahora no me puedo quejar demasiado que estoy teniendo mucha suerte.
    sabes? al principio he pensado, ojo, al señor Flácido le han caído todos los males, pero luego he pensado.. pero puede pasar claro. supongo que en ocasiones nos hace falta ponernos más en el lugar del otro. y saber quién hay al otro lado.
    pero no siempre se puede conocer. y saber.
    chico, me estás haciendo desvariar, como siempre has desordenado mis neuronas, y lo que me gusta! volveré a ver que opiniones desata esto, que seguro que será una buena experiencia.. gracias!

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 08:17

      Flácido puede ser cualquiera, puedo ser yo, sonreir a la vida está bien, yo lo hago, no hace mal y ayuda, pero no garantiza nada, la vida es un cúmulo de casualidades lo queramos o no, hoy arriba, mañana tirados en la calle, hay mucha gente en la calle que hace pocos años vivía cómodamente.

      Besotes querida 🙂

      Le gusta a 1 persona

  2. 17/03/2014 en 00:42

    El caso es que cuando has empezado con que “Flácido miró” yo he leído “Flácido murió”. Y lo he sentido (como lo he sentido al final), porque el roce engendra cariño. Aunque espero que vuelva a resucitar de tu teclado, porque Flácido no es como las madres, que sólo hay una.
    Confío en que no se me resuelvan de repente todos los problemillas, no jodamos. Tampoco son tan graves.
    Un abrazo.

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 08:18

      Hombre, revivir revivirá, Flácido no puede morir, ni él ni Flanagan ni Merikeit 🙂 son como hijos y a los hijos no se les desea ningún mal.

      Abrazos.

      Me gusta

  3. 17/03/2014 en 00:48

    Joder, macho, yo que estoy en plan resurgimiento ahora, de frasecitas de ésas que te levantan el ánimo y vas tú y te trajinas un post deprimente. ¡Eso no se hace!
    Besicos. He vuelto.

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 08:20

      Bueno mujer, también sirve para pensar que por muy mal que estemos somos privilegiados según con quién nos comparemos, hoy en día es fácil, no hay mañana que salgas a la calle y no veas a alguien rebuscando en la basura, por muy mal que vaya nuestra vida es evidente que ellos nos la cambiaban.

      Besotes querida.

      Me gusta

  4. 17/03/2014 en 02:18

    Cierto como la vida misma. Mucho daño por parte de Coelho y el coaching… es para los que nis quejamos de aburrimiento… se deja sin frases a los que de verdad las necesitan… y no sólo frases requieren.

    Eres un pensador

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 08:22

      Esas frases sirven para quienes tienen la vida adecuada para que sirvan, son meras excusas, la vida te va bien pero no porque la afrontes con frases bonitas, va bien y punto, si todo esto fuera cierto jamás pasarías de estar calentito en el sofá a vivir entre cartones.

      Abrazos.

      Me gusta

  5. 17/03/2014 en 02:28

    Joder, esta vez te has salido con la historia. Me ha gustado de verdad. Muy bien contada y desgraciadamente real. Felicidades campeón y ya sabes que no regalo elogios….cuidate

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 08:23

      Ya 😀 es, y lo sabes, lo que más me gusta de tí, pues nada, gracias maestro.

      Me gusta

  6. 17/03/2014 en 02:52

    Un nuevo registro. Me ha encantado. Y hacia el final estaba seguro que no ibas a ninguna parte, cuando entonces “la grandísima hijadeputa tenía razón, Flácido llevaba meses deseando que su desgracia acabara y por fin acabó”. Me has sorprendido diferente. Gracias como tantas veces.

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 08:25

      Sí, realmente tenía claro el final, lo malo es que muchas veces quieres meter tanto en la historia que se embarulla mucho, pero vaya. que la tenía clara, incluso borré la segunda parte, la reacción de sus amigos, familiares, ese dramón en el funeral, repleto de hipócritas de mierda, pero quedaba largo 🙂

      Abrazos, gracias a tí claro.

      Me gusta

  7. 17/03/2014 en 04:42

    Mierda. Acabo de poner un ejemplo tan grotesco que tuve que borrar todo el comentario. no me hagas caso. Hoy no estoy en el mejor día para estas cosas. Necesito comedia. Y si es posible, estúpida, ni siquiera que me hagan pensar en los chistes.
    Pero aquí estoy y sólo quiero decir, como siempre,
    Abrazo.

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 08:55

      Bueno, yo también soy más de comedia, pero vaya, que también soy de ejemplos grotescos.

      Abrazos.

      Me gusta

  8. 17/03/2014 en 05:55

    Puta madre. No creo en la ley de atracción pero con tan contundente ejemplo no hay de otra. Vaya forma de llevar la historia, con el tiempo y el ritmo preciso, sino solo eres líder de opinión sino también un escritor genial y mira que te lo digo lleno de envidia.

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 08:56

      Bah, ni siquiera soy escritor, genial sí, por algo uno es líder de opinión, pero escritor es un término que me queda muy grande 🙂

      Abrazos y gracias compadre.

      Me gusta

  9. 17/03/2014 en 07:35

    Me has estremecido Dess, por mas optimista que quiera ser uno, hay tristes realidades que nos acechan a la vuelta de la esquina, sin querer, vamos trazando nuestro destino, que al final para todos tarde o temprano será el mismo.
    Abrazos.

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 09:00

      Yo a veces ni siquiera creo en el destino, para mí el término “Casualidad” está muy infravalorado, se tiende a pensar que lograr algo por casualidad no tiene mérito y preferimos pensar que todo nos pasa por méritos o porque estamos destinados a ello, la casualidad es importante, el azar, nadie sabe lo que le depara el futuro de todas maneras, sea porque la casualidad hace de las suyas o el destino para quien crea en ello, hoy arriba, mañana abajo.

      Besotes.

      Me gusta

  10. carmetaparalosamigos
    17/03/2014 en 08:43

    Buenos días querido Dess:
    La banda de música maravillosa que canción más preciosa! tu post hoy me ha tocado el alma y me quedo con esto!

    “Hija de puta”, pensó Flácido, bebió de un sorbo el chupito y tras despedirse de Paco salió a la calle, “será hijadeputa la zorra esta, como si yo estuviera como estoy porque me sale de los cojones, racimo de hostias la daba, si quieres algo lo conseguirás, pues no te jode la puta de los huevos, como si no soñara todas las noches que en vez de despertarme en ese puto cajero automático volvería a hacerlo en mi cama, con el beso de mis hijos,”

    Estoy con flácido le acompaño en su mierda! muy duro por ser tan real, ya hay demasiados flácidos.
    Con tu permiso reblogueo espero no te moleste
    Feliz semana,

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 09:02

      No mujer, y tienes razón, es una gran canción, muy bien hecha, con una tremenda voz que encima casa muy bien con la música, somo si fuera un instrumento más, a mí me encanta 🙂

      Feliz semana.

      Me gusta

      • carmetaparalosamigos
        17/03/2014 en 10:06

        No mujer? no entiendo he reblogueado la entrada a lo mejor no sale aquí porque mi blog es privado, lo verán mis amigos.
        Un abrazo

        Me gusta

        • 17/03/2014 en 11:13

          Digo que no me importa, la opción está ahí 🙂

          Me gusta

  11. Nei
    17/03/2014 en 08:51

    Oh! Me encuentro un autentico ataque, una satira, un corte de mangas contra mi “universo”

    Si deseas algo de verdad lo consigues y yo consigo siempre lo que quiero, otra cosa es que pueda conservarlo. Sere una hija de puta pues xD

    Aun asi me ha gustado la historia.

    Un saludo

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 09:09

      La juventud se cura con el tiempo 🙂

      Realmente tampoco quiero convencer a nadie de nada, yo veo la vida así, no todo depende de nosotros ni “tenemos lo que nos merecemos”, el ser solidario con el que no tiene nada tiene mucho de eso, de solidaridad, pero también mucho de egoísmo, nadie te garantiza nada en esta vida, mañana mi mujer me echa de casa y me veo como Flácido, y no depende de mí, somos marionetas de los azares de la vida.

      Besotes reina.

      Me gusta

      • Nei
        17/03/2014 en 09:15

        Eso pasa si dependes de alguien, hay que ser independientes y autosuficientes para que ndie te pueda echar de ningun sitio!

        Buenos dias cielo

        Me gusta

        • 17/03/2014 en 09:29

          Todos dependemos de alguien, vives con unos ingresos, si los pierdes necesitas de alguien para vivir, amigos, familia, te dirás, “pues me monto mi empresa”, da igual, dependes de tener clientes, todos dependemos.

          Me gusta

        • Nei
          17/03/2014 en 09:32

          Pues hay que ser lo mas independientes posibles

          Me gusta

        • 17/03/2014 en 09:37

          Por supuesto, pero hagas lo que hagas siempre puedes acabar como Flácido, al menos yo pienso eso, él tampoco se lo esperaba, si le haces leer esto hace seis años se descojona 😀

          Me gusta

        • Nei
          17/03/2014 en 09:44

          Bueno, yo le diria a flacido que en lugar de quejarse se mueva, lo siento soy una idealista y una luchadora, aunque tontee tanto con el existencialismo, hoy me has pillado positiva

          Me gusta

        • 17/03/2014 en 11:12

          Yo creo que él se lamenta de lo perdido, que creo que todos lo haríamos, evidentemente procura salir adelante, pero quejarse se queja del insulto que resulta que alguien a quien le ha venido la cosa sobre ruedas lo achaque a que ella tiene la actitud ante la vida adecuada, pero digo esto por decir, a saber qué coño pensaba realmente 🙂

          Me gusta

  12. Jatz Me
    17/03/2014 en 09:28

    Y yo convencido de que la nueva-rica de la tele era su ex!!!!!
    Bonita canción!

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 09:36

      Si lo fuera sólo tendría que ir a un programa de esos de telecinco 😀

      Sí, una gran canción, feliz semana.

      Me gusta

  13. 17/03/2014 en 10:16

    Triste historia pero no muy alejada de la realidad. Las actitudes positivas no vienen mal tenerlas pero ni son la panacea ni hacen nada si no se tienen otras cosas. El final de la historia no es cosa que suceda hoy en día con eso de que la genge es menos solidaria y blablabla. El evangelio ya lo decía en la parábola del buen samaritano.
    Salu2

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 11:16

      Así es, yo tengo una actitud positiva ante la vida, pero no creo que tenerla cambie la misma, simplemente te hace sobrellevarla mejor.

      Sobre lo otro, pues no sé qué te diría, al menos antes al pobre se le trataba como se le trataba y punto, no tenían esa hipocresía que impera hoy, que tengo leído en blogs que “esa gente” tiene lo que tiene porque se lo merece, y ojo, lo tengo leído a gente católica, que debieran de pensar en el mensaje que se supone que lanzó Jesucristo, ayudar al prójimo y demás.

      Pero esos sentimientos se dan, si se dan, en navidades y como meras palabras vacías, la realidad es que pocos recogen un mendigo y lo meten en su casa.

      Abrazos.

      Me gusta

  14. 17/03/2014 en 10:32

    La historia de Flácido, me ha emocionado. Realmente hay situaciones tan injustas, y las personas que las sufren, no las merece. Porque nadie se merece dormir en la calle. Una historia para reflexionar.Besos querido Dess.

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 11:17

      Nadie lo merece, pero es que además todos estamos pendientes de un hilo, que el mendigo no nace mendigo, o al menos no en la mayoría de los casos, besotes reina.

      Me gusta

      • 18/03/2014 en 07:39

        No, la marginalidad.. es donde ha entrado mucha gente en los últimos años.. y sé que sonará a demagogia.. pero.. raya que los mas ricos estafen y se llenen los bolsillos, y los curritos, se queden sin su curro, sin ayudas.. etc, etc. Besos 🙂

        Me gusta

        • 18/03/2014 en 08:13

          Cómo, y nos mienten y nos la pela, ¿qué pasó con eso de que no se iba a regalar ni un euro a las cajas? ¿que todo se iba a devolver?

          Es un cachondeo contínuo, pero qué quieres que te diga, tenemos lo que nos merecemos porque están ahí gracias a que les votamos.

          Besotes.

          Me gusta

        • 18/03/2014 en 09:44

          Pienso.. que son tan pésimos… que no nos lo merecemos.. confio en un cambio.. una revolución social en silencio. y efectiva. No hay perder la esperanza. Besos 🙂

          Me gusta

        • 18/03/2014 en 21:02

          Hay dos maneras, la historia lo demuestra, o se les deja de votar o haces una segunda Bastilla, lo demás se la pela, las manifas se la pelan 🙂

          Me gusta

  15. 17/03/2014 en 11:36

    Ves? Esto es un dramón y no lo de la bibliotecaria de aquella vez…

    En serio me he quedado sorprendida, pensé que ibas a meter la coña final, el sarcasmo de siempre pero veo que no, que te has decantado por hacer un post tocamorales. Genial para leerlo un lunes de medio depresión… 😦

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 11:55

      Hombre, dudas tenía, pero de hacerlo en tono sarcástico debiera haberlo hecho desde el principio, al menos eso pienso, mas ciertas cosas creo que superan cualquier sarcasmo así en plan mediocre, para tratar ciertos temas con humor se requiere mucha capacidad, a mí me falta 😀

      Besotes.

      Me gusta

  16. 17/03/2014 en 12:33

    No me esperaba esto de ti… Estaba esperando por dónde iba a salir el toque humorístico o el giro surrealista pero nada. Realidad pura y dura. Sin palabras, me dejas. Una caja de sorpresas, es lo que eres. Un besote.

    Me gusta

  17. 17/03/2014 en 14:01

    Tampoco soporto a la gente que pone la típica frase de autoayuda en alguna red social y se cree guay. Que no están mal, pero reconozcámoslo, no todos podemos ser Amancio Ortega por mucho que queramos. Muy buen texto, como dice Álter, eres una caja de sorpresas. Biquiños!

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 14:15

      No, evidentemente no lo somos, a mí es que la mayoría de frases hechas me parecen un poco bobas 🙂

      Besotes.

      Me gusta

  18. 17/03/2014 en 14:35

    Buenisimo Dess. Me ha gustado mucho.
    Esa imagen que has contado, la he visto y vivido, he conocido gente así, que barría un bar al cierre a cambio de un café y un bollo.

    Un abrazo.

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 22:30

      Pues yo reconozco que no había visto ninguno, la cosa era situar a Flácido viendo la tele, lo primero que se me ocurrió fue eso, imagino que Pacos habrá más de uno, por fortuna, abrazos y gracias.

      Me gusta

  19. Luisa Angela
    17/03/2014 en 17:08

    Cuando se despoja a un ser humano de la dignidad que se precisa para ser persona es muy difícil mirar y encontrar la felicidad en ninguna parte.

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 22:32

      Y desde luego no están en esa situación por no tener una actitud positiva ante la vida, la vida es muy japuta en demasiadas ocasiones, si el tener ilusión garantizara algo no morirían niños, por poner un ejemplo.

      Me gusta

  20. 17/03/2014 en 17:20

    ¡Cuánta razón tienes cuando dices que a cualquiera nos puede pasar lo mismo que a Flácido!! Un relato tan real como la vida misma y por desgracia cada vez más frecuente.
    Y sí, dan más bien asquito los que por encima se regodean queriendo achacarse méritos de lo bien que les va, con ello desmereciendo a los que por perderlo todo, no solamente han perdido lo material, sino lo más importante: el calor de los suyos.

    Da para hablar largo y tendido… y realmente lo has hecho perfectamente en pocas palabras. ¿Por qué demonios los que se supone que nos quieren tanto (como los propios hijos), ni se acuerdan de nosotros cuando la vida nos pega esas bofetadas?

    Muchos besitos.

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 22:34

      Pues no sé, realmente no tengo respuestas, sí teorías, pero son eso, teorías, realmente soy como los demás y voy por la vida a mi rollo, no me he parado nunca a hablar con un mendigo y preguntarle por los pormenores de su vida, es triste pero es así, esa gente nos molesta, si no los viéramos ni nos preocuparía el asunto.

      Besotes guapa 🙂

      Me gusta

  21. 17/03/2014 en 18:29

    Tengo que hacer un comentario corto porque me acabao de acordar que tengo trabajo pendiente, prometo terminarlo hoy… 😦
    No tenemos lo que nos merecemos, no. Y la actitud no lo es todo. Pero con soñar y esperar no llegan las cosas.
    Muchas veces pensamos más “Bah, eso seguro que no es para mí” que “voy a intentarlo”.
    No creo en la suerte, nunca lo he hecho.
    Besazo, me marcho :mrgreen:

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 22:36

      A ver, evidentemente el carácter cuenta, todo cuenta en la vida, hay que tomar riesgos y precisamente no soy yo de tomar muchos 😀

      Pero yo siempre he pensado que más allá de el cómo afrontes la vida no todo depende de tí, que pasan cosas y cuando te toca te toca, que todos podemos ser Flácido cuando menos nos lo esperemos.

      Besotes querida.

      Me gusta

  22. 17/03/2014 en 20:51

    Vaya Dess, que al empezar a leer y mientras avanzaba te buscaba, ya sabes…que tú no acostumbras a contarnos cosas como estas y de este modo..
    Que puedo decirte, que me ha gustado como lo has hecho y sobre todo que es una historia tan real como perrilla puede ser la vida leñe!!…..
    Un abrazo con un montón de besos ………..con alas…

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 22:39

      Realmente cualquier historia se puede contar con humor, pero ciertos temas sólo están al alcance de los que son buenos, a mí me da mucho respeto y ojo, que no es porque no lo haya intentado antes con otros temas, pero vaya, esta vez me fui a lo sencillo 🙂

      Besotes querida.

      Me gusta

  23. 17/03/2014 en 21:47

    Bueno …tu historia es tan real y triste,como la vida misma.De todos modos, pensar en positivo,y desear que los astros a veces ,nos hagan un guiño de complicidad es mucho mejor, por lo menos…las puertas de la esperanza se mantienen abiertas, aunque sea por un tiempo corto, pero ese tiempo nos puede relajar y darnos una tregua;también depende de las situaciones… Con este relato he descubierto al otro Dessjuest ,al de la mirada realista, al sensible. Tienes tantas facetas…que te mereces un gran aplauso. Besos guapo. Elssa Ana

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 22:43

      Yo procuro siempre no dejar nada en manos de los astros, cuya influencia en nuestra vida la considero nula más allá de lo obvio, que sin sol y demás no existiría vida, echo la primitiva todas las semanas, un eurillo, y ahí acaba mi fé en el azar y la suerte 🙂

      Besotes y gracias querida mía.

      Me gusta

      • 18/03/2014 en 09:13

        Cuando hablo de los astros…no me refiero a la suerte, ni siquiera a los juegos de azar,Me refiero a no dejar de luchar ,sin perder la esperanza. Los pensamientos positivos atraen lo positivo, los negativos a los negativos.Bueno…si acabo de repetir lo mismo que tu jajajaja jajaja. Besos . Feliz día. Elssa Ana

        Me gusta

        • 18/03/2014 en 09:39

          Es que es precisamente en lo que no creo, los pensamientos positivos no atraen lo positivo, hace más llevadera la vida sin duda, pero es lo que decía antes, si fuera por eso ¿cómo puede ser que muera un niño?, un niño tiene una actitud ante la vida inmejorable, y los matan, se mueren de hambre y demás.

          Yo simplemente creo que la vida es hijaputa y el mantener un pensamiento positivo simplemente aminora si hijoputez, pero no la evita 🙂

          Besotes.

          Me gusta

      • 18/03/2014 en 09:53

        Yo creo que vivimos en un submundo,estamos sujetos al nacimiento y a la muerte. Esto no es un paraíso, si así fuera todo sería perfecto ,por lo tanto no tendríamos que sufrir nada en absoluto. Pero se pueden mirar los paisajes de la vida, desde muchas perspectivas , pues vivir también tiene sus buenos, bonitos y felices momentos …por eso hay que saber asumir las buenas y malas situaciones…cada vivencia ,si sabemos analizarla tiene un gran aprendizaje. Los pensamientos positivos, atraen una energía positiva a la persona que los genera, y esa energía puede transformar el entorno, no la situación ,pero si a las personas que te rodean.Bueno…me marcho que tengo que seguir con mi día. Besos .Elssa Ana

        Me gusta

        • 18/03/2014 en 21:05

          En esto sí estoy de acuerdo, afrontar la vida con el ánimo adecuado nos hace llevarla mejor 🙂 feliz día.

          Me gusta

        • 19/03/2014 en 09:32

          Feliz día del padre. Besitos para tus niñas. Elssa Ana

          Me gusta

        • 19/03/2014 en 14:14

          Luego se los doy, me han prometido muchos besos y abrazos hoy en compensación por no haberme comprado colonia 🙂

          Me gusta

        • 19/03/2014 en 14:45

          Entonces…se parecen a ti ,con el tema de los regalitos.Pues son mucho mejor los besos y los abrazos.

          Me gusta

        • 19/03/2014 en 15:02

          Sí, de hecho una colonia puedo comprarla, besos sinceros no 🙂 y a mi aita en cuanto pueda le doy otra ración, con su caja de farias que si no me echa de casa, hay tradiciones que no se pueden dejar, mi aita fuma 50 farias al añ, 25 que le compro el día del padre y 25 para su cumple 😀

          Me gusta

        • 19/03/2014 en 15:12

          Pero para tu aita, la caja de farias,tendrá un significado de , millones y millones de besos. Es un gran detalle,y como tu dices…hay tradiciones que no se pueden perder.

          Me gusta

  24. 17/03/2014 en 22:39

    Paulo Coelho, deberían prenderte fuego.

    Bueno, bueno, que te tenían que ver a ti, gran líder, soplándole la flauta a un viejeras grimoso que a saber qué clase de perversiones le van, tan sólo a cambio de vivir el resto de tu vida sin trabajar, de fiesta en fiesta, rodeado de lujos. Muy poco para tanto sacrificio.

    Me gusta

    • 17/03/2014 en 22:46

      Ojo, que me parece bien, pero las cosas claras, no pasan por actitud ante la vida, pasan esas cosas porque uno, estás bueno y/o buena y dos, porque te faltan escrúpulos.

      Mucha casualidad que la inmensa mayoría de parejas con una enorme diferencia de edad uno de los dos está forrado, pero será que pienso mal 🙂

      El día que me forre te tiro los tejos, prometido.

      Me gusta

  25. 18/03/2014 en 02:54

    EMOTICA NARRACION, ESTA EN LA ORDEL DE CADA DIA, LA DESGRACIA SE HA CERNIDO SOBRE MUCHOS HOMBRE HONESTOS Y TRABAJADORES DEBIDO A LAS CIRCUNSTANCIAS POLITICAS QUE NOS RODEAN Y QUE SOMOS INCAPACES DE DESTERRAR. UN SALUDO CORDIAL

    Me gusta

    • 18/03/2014 en 08:11

      Bueno, yo creo que hay más motivos, hay divorcios traumáticos, no tiene por qué ser sólo una cosa, hay veces que las desgracias vienen de la mano.

      Saludos y gracias por la visita.

      Me gusta

  26. 18/03/2014 en 09:52

    Ay Dess, esta historia me ha tocado. De pequeña, mi padre traía a casa un mendigo. Se aseaba, le lavábamos la ropa y comiamos juntos. En la sobremesa siempre acababa llorando porque se acordaba de su pasado. Sus hijos, su trabajo. Él estaba cada vez peor de salud. Vivía en una casa ocupada y un día le dieron una paliza y estuvo ingresado en el hospital. Entonces consiguió entrar en un albergue en Valencia, se fue allá y nunca más volvimos a verle. Años después fui a estudiar a Valencia y paseando por la avenida Blasco Ibáñez vi la de gente que vivía en los jardines. Y me acordaba de aquel señor.
    Yo colaboro en un partido político y comentamos cómo ayudar a las personas en situaciones de riesgo, pero es muy difícil que nuestro partido gane elecciones y pueda administrar los recursos, porque la gente vota a quien baja los impuestos. Y para unos buenos servicios sociales hace falta mucha inversión. Dinero que ahora ya no se tiene.
    Recuerdo cuando Francisco Camps decía que si ganaba traería la fórmula 1 a Valencia. Y ganó. La democracia es cuando la mayoría gana y no sé ya si la mayoría es imbécil o pasa de todo o qué.
    Gente sin casa y casas sin gente. Todo un drama social que demuestra que vivimos en una sociedad que no funciona.

    Me gusta

    • 18/03/2014 en 21:04

      Sí, la verdad es que me ha encantado el comentario que has hecho, realmente yo no llegaría nunca a eso, yo soy de los hipócritas que hablan y hablan sin hacer nada al respecto, pero en fin, que muy admirable en todo, sobre todo la parte política, por lo que tiene de raro lo que haces, y meritorio, evidentemente ahí habría mucho que hablar, porque no creo que sea necesario subir impuestos sino gestionarlos mejor, que pagamos muchos impuestos, más de los que se debiera, pero como te digo es otro tema.

      Besotes y ánimo.

      Me gusta

  27. 18/03/2014 en 13:29

    Menuda historia y con un final que de deja algo tocado, quizás porque sea demasiado real. Al igual que esos programas de ricachonas que exhiben su mundo de lujo sin pudor. Y eso es lo que falta en estos tiempos de crisis y de miseria, tener un poco de pudor y no vanagloriarse de lo que tiene uno, cuando hay gente que arrastra sus vidas entre cajeros, cartones, mantas y bancos públicos.

    Me gusta

    • 18/03/2014 en 21:07

      Sí, y sobre todo no fardar de lo que se tiene achacándolo a cosas que no tienen nada que ver, la obstentación molesta al que no tiene nada, pero que se los tome como gilipollas más 😀

      Abrazos mozo.

      Me gusta

  28. 18/03/2014 en 16:44

    yo creo que hay que ser positivos siempre, pero de ahí a dejarle a la lay de la atracción todo el trabajo está cañón. Y sí que hay gente así.
    No me imaginé que te ibas a chingar a Flacido.
    Abrazos
    Carlos

    Me gusta

    • 18/03/2014 en 21:08

      Había que hacerlo para que de una manera u otra al final la frase resultara cierta, era obligado, abrazos mozo.

      Me gusta

  29. 18/03/2014 en 16:51

    Es tan fácil que cualquiera pueda verse en ésa situación que da hasta miedo, pobre hombre víctima de la vida y sus miserias.
    Genial relato.
    Un Abrazo Maestro Dess.. 🙂 .

    Me gusta

    • 18/03/2014 en 21:09

      Yo desde luego lo tengo muy presente en el día a día, tengo absoluta certeza de que todos podemos ser Flácido a nada que la vida se tuerza.

      Abrazos y gracias mozo.

      Me gusta

  30. Luisa Angela
    18/03/2014 en 16:58

    Me remito al programa de la 1, Entre todos, solo con verlo un día que venga el gurú más pintado del mundo a decir a cualquiera de esas familias, que lo que tienen que hacer es saber mirar para ver la felicidad en sus vidas.

    Me gusta

    • 18/03/2014 en 21:11

      Exacto, es que no hay más que ir a cualquiera de los millones de hogares que no tienen ni para la calefacción, así es. Muy atinada estuviste querida 🙂

      Me gusta

  31. 18/03/2014 en 20:42

    Toc toc…¿Dess?…¿Quien eres tú? ¿QUE HAS HECHO CON DESS??????? Coño, casi no te reconozco escribiendo así, otro registro diferente. Se me ha hecho raro de verdad, me ha gustado eh, pero ha sido extraño.
    Respecto al fondo, ya sabes que estoy completamente de acuerdo contigo, odio esas frases del querer es poder, de sonríe a la vida y ella te sonreirá, del positivismo absurdo y su puta madre, me ponen con ganas de morder, no me gusta el victimismo, la gente que se queja constantemente de su mala suerte y culpa de todos sus males a los demás sin asumir su responsabilidad, pero levitar con frases de autoayuda tampoco es lo mío.
    Besos, querido

    Me gusta

    • 18/03/2014 en 21:13

      No claro, es que ni una cosa ni la otra, a mí también me toca los huevos la gente que le achaca todos sus males al resto del mundo, como si de ellos nada dependiera, lo de las frases pues lo que hemos hablado alguna vez, están hechas para convencer al otro de lo imposible 🙂

      Besotes.

      Me gusta

  32. 20/03/2014 en 09:49

    La historia me ha gustado, porque nace directamente de tu indignación; cabreo que comparto, por cierto. Quizá porque no entiendo cómo a tanto televidente no le indigna ver cómo enseñan una de esas casas en la tele, porque está harto claro que todas se han conseguido con el sudor –y la sangre– de otros (casi siempre de ellos, los telespectadores infla-audiencias). Esos que dicen: me gusta mucho tu “pograma”, te sigo de siempre. Ahora bien, hay dos cosas en la historia que me han… –no se cómo decrilo–: Primera, que el protagonista se llame Flacido sin apellidarse Domingo (por ser una metáfora luminiscente) y, segunda, que nos lo mates en un cajero (me reservo el porqué y el derecho de admisión).

    Me gusta

    • 20/03/2014 en 17:29

      Bueno, lo del nombre, pues uno es de fácil recurso y Flácido es protagonista recurrente de mis ralladas, “el hombre que daba la mano flácidamente”, que es además una característica personal mía 🙂

      Lo del cajero que comentas pues no sé, yo daré mi propia interpretación, como siempre la fácil, trabajas en n banco vendiendo preferentes a ancianitas 😀

      Me gusta

      • 21/03/2014 en 09:07

        Dicen que dar la mano flácida es una aviso de impotenc… quiero decir importancia… Bien, de lo otro no digo más porque me has descubierto y no quiero que me echen de otro blog esta semana.

        Me gusta

        • 21/03/2014 en 09:12

          Ya, si como comprenderás al dar la mano flácidamente uno ha escuchado varias teorías al respecto, la más extendida es la falta de hombría claro.

          Me gusta

        • 21/03/2014 en 09:31

          Luego están esos otros que te la prensan para demostrar lo contrario…

          Me gusta

        • 21/03/2014 en 09:34

          Que les digo yo que ojo, si soy mujer y me aprietan así la mano no les dejo la teta cerca ni de casualidad, una caricia flácida en esos temas siempre gana 😀

          Me gusta

  33. 21/03/2014 en 01:04

    Vaya Dess! al comenzar a leer, como el prota es Flácido, no imaginaba que sería una triste -y real- historia, sino algunas de las que sueles escribir en plan morboso.
    Me ha gustado, hoy estamos arriba, mañana abajo, la vida va dando vueltas..
    Besos

    Me gusta

    • 21/03/2014 en 08:19

      Así es, y desde luego no depende de sonreir más o menos a la vida 🙂

      Besotes.

      Me gusta

  34. 22/03/2014 en 12:22

    Imposible ser original en el comentario #92. ¿Qué voy a decir? ¿Que me esperaba algo gracioso, divertido, desternillante para subirme la moral y al final no había chiste? Ya lo han dicho por ahí arriba…¿Que sin embargo tu relato es descarnado pero emotivo, real pero profundo? Seguro que lo han dicho ya. ¿Que la historia me ha gustado de verdad? Eso ya lo ha dicho Plared, y eso que él no regala elogios (eh, yo tampoco). ¡Pero ya basta de quejarse! Voy a leerme unas frases de auto ayuda. Ésas nunca fallan, no como otros 🙂

    Me gusta

    • 22/03/2014 en 14:01

      Bueno, yo a estas alturas tampoco puedo ser muy original, tan solo repetir que uno tiene sus limitaciones, grandes, y que hacer chistes respecto a este tema es posible, y los hay, pero que no está al alcance de cualquiera, en todo caso podrías haber dicho que hacía tiempo que no veías un texto tan grandioso y espectacular, no se ha dicho :mrgreen:

      Abrazos melenitas.

      Me gusta

  35. 25/03/2014 en 17:34

    Empecé a comentar la semana pasada y lo dejé a medias. Hay situaciones en las que un cambio de actitud nos puede ayudar. Pero otras situaciones no dependen de uno, y desencadenan otras situaciones de las que muy difícilmente se puede salir sin ayuda. La exclusión social es una de ellas. La exclusión social suele conllevar un juicio perverso de quienes observamos a los que la padecen. Se lo han buscado por borrachos o drogadictos. Y hay muchos más perfiles:inmigrantes, damnificados de la crisis, depresiones y enfermedades mentales, de un cúmulo de fracasos seguidos…. Y no obstante, el juicio siempre es perverso. Porque incluso en el caso de quienes sufren una situación de exclusión social por una causa de adicción de la que ellos son responsables ¿lo merecen? Muy duro eso de ir hablando de lo que merecen o no otras personas. Todo ser humano tiene derecho a un trato digno, y la sociedad debería ofrecer mecanismos de ayuda para aquellos que desean volver a formar parte de la sociedad. Desde una situación de confort y comodidad es muy sencillo hacer juicios y hablar de lo que no se tiene ni la menor idea. Comparto la sorpresa por la seriedad del tema, pero lo cierto es que es de agradecer una reflexión de este tipo. Besos

    Me gusta

    • 26/03/2014 en 13:34

      Bueno, realmente resulta muy sencillo juzgar a los demás, yo también lo hago, incluso en la historia juzgo muy poco objetivamente a la que enseña la casa, es cosa muy humana eso, que solemos hablar de comportamientos humanos cuando es para bien, pero el hombre tiene más comportamientos casi de cabrones que de otra cosa.

      Besotes querida.

      Me gusta

  1. 07/07/2014 en 11:31

Por cada diez comentarios entrarás en un sorteo para pasar una noche de amor con el autor. (Quien mee de pie o mee sentada pero tenga bigote o barba queda excluído, si estás muy buena dímelo y te doy dos boletos extra)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: