Inicio > Cine, Historia > Unas cosillas sobre “Braveheart”

Unas cosillas sobre “Braveheart”

Ya hablé hace tiempo sobre “Braveheart”, algo breve, la cosa entonces se desvió más hacia los mayas y tal, la cosa es que Mel Gibson me parece un gilipollas de cuidado, me cae mal, pero es ver un estreno suyo y pierdo el culo por ir a verlo, porque me entretiene, que al final es lo que cuenta, sé que es un arte eso del cine, pero como yo y el arte somos unos extraños pues principalmente lo que pido a una peli es que me entretenga y Gibson casi siempre lo hace, pero el que lo haga no quiere decir que no pueda meterme un rato con él, o sea que a eso vamos, voy a bañarme un poco con el bueno de Mel.

Wallace versión Simpsons Para ello usaré “Braveheart”, una gran peli sin duda, épica, pero nuevamente un cúmulo de manipulaciones históricas, porque si tiras un penalty a los tres palos y fallas es un error, si lo pateas para un lado ya es cagarla a posta, hay diferencia, de cualquier manera lo primero que me sorprendió de la peli es algo que es recurrente en sus pelis, está ahí el bueno de William de regreso a su tierra, van y reclaman su apoyo para la causa, pero él nada, quiere vivir tranquilo, en paz, no quiere meterse en problemas, claro, matan a su mujer y comienza su venganza, coño, ahora ya en plena prebatalla arenga a sus compatriotas para que luchen hasta la muerte si es preciso, “nos quitarán las descargas directas, pero jamás nos quitarán… EL EMULE¡¡¡”, esto, muy parecido vamos, pasaba en “El Patriota”, el tío nada, que no quiere ir a la guerra coño, pero en cuanto se cepillan al hijo ala, a convencer a todo pichichi para que se le unan a la causa, a ver, si eres consecuente deberías filtrar, ¿han matado, violado, atracado o alguno de tus familiares ha visto una tertulia de intereconomia?, pues ala, a luchar, si no mejor no te compliques la vida hombre.

La cosa es que están ahí los escoceses, gente de bien, con sus pintorescas costumbres, lanzarse piedras y tal, cuando vemos a los ingleses, estos, como toda fuerza invasora que se precie, son unos desalmados descendientes directos de profesionales liberales del sexo, hasta exigían el derecho de pernada, bien, pudo ser así, lo cierto es que eso, el derecho de pernada, es algo que aun hoy se discute si existió realmente o es más mito que realidad, de hecho demostrar su existencia no se ha podido, sí que parece que realmente era un acto más simbólico que real, saldado normalmente con un tributo al señor de turno, señor que sí, solía violar a cuantas siervas apeteciera, pero bastante más democráticamente, jodiéndose solteras, casadas o viudas sin distinción de estado civil.

Gibson usa aquí también un truco muy recurrente, los buenos muy buenos, los malos muy malos, pero es que además los buenos deben de ser gente humilde y los malos poderosos, así el espectador, que es gilipollas, sabrá de parte de quién debe ponerse, William Wallace aparte de ser guapo, cachas, valiente y demás sale retratado como un hijo de humildes campesinos, bueno, en realidad era un noble, no de los más ricos al parecer, pero noble al fin y al cabo, y su causa contra los ingleses no la desencadena la muerte de su esposa, sino la de su padre, que sucedió cuando ya era un chaval hecho y derecho, no un tierno infante, pero es que la cosa no se queda ahí no, en la peli Wallace se cepilla a la prometida del hijo del malvadísimo Rey Eduardo I, es más, hasta la deja embarazada, esto resulta al menos discutible históricamente, más que nada porque la primera vez que la gabacha (qué cabrones los gabachos malmetiendo contra el deporte español) Princesa Isabel pisó tierras británicas William ya había muerto, pero siempre queda la cosa que este fuera como el Cid y ganara batallas (y bragas) después de muerto, es más, cuando Wallace murió la princesa apenas tendría cinco o seis añitos, o sea que aunque para Gibson puede que no sea un argumento de peso entre que William estaba muerto y que la otra era una niña cuando vivía podríamos llegar a la conclusión de que no, que no se la frotó.

William Wallace

Es más, “Braveheart” es el título de la peli, Wallace es el prota, podría deducirse entonces que ese apelativo, “corazón latino, digo bravo” se le asigna a la figura de Wallace, pues no, no digo que no fuera esa la intención, digo que “Braveheart” no era él, sí que hubo un personaje de la época al que se le conocía como tal, es más, aparece en la peli, Robert Bruce, futuro rey escocés, el “cobarde” hijo del noble con cara de leproso.

Por cierto, tampoco está bien situado el periplo de Wallace por la Europa continental, en la peli sucede antes de empezar las batallitas y tal, en realidad fue tras alguna derrota de los escoceses, para buscar apoyos de potencias europeas contra los malísimos ingleses, sin conseguir gran cosa claro, en la peli sí, allí aprende a combatir, idiomas, cultura, hacer la “o” fumándose canutos y hasta en la versión extendida aparece consiguiendo la cura para el SIDA, casi lo logra pero le avisan a tiempo de que falta mucho para esa enfermedad, por cierto, antes he mentido, cuando hablaba del discurso de Wallace previo a la batalla de Stirling Bridge, no es que no dijera nada de descargas ilegales, es que todo ese discurso es mentira, es parte de una obra de Shakespeare, dí que en realidad toda la batalla es una chapuza, empezando porque se llama Stirling Bridge, refiriéndose al puente Stirling, porque ahí fue, en un puente, puente que ni aparece en escena, no aparecen por supuesto ni las picas famosas (la caballería fracasó porque precisamente se hundió el puente a su paso) ni los irlandeses cambiaron de bando….

Bueno, tenemos entonces por un lado a William Wallace, haciendo de bueno y por el otro al malvado, al malísimo ( y feo, claro) Rey Eduardo I “El Zanquilargo”, ¿era realmente este tan hijoputa?, pues bueno, no más que otros reyes medievales, de hecho fue un rey bastante brillante, estuvo en las cruzadas y sí, invadió Gales e invadió también Escocia, solo que porque estos se aliaron en su contra con Francia, en una de esas recurrentes alianzas de la época, tan recurrentes como efímeras.

Bueno, sigamos con el despellejamiento de Gibson, tal y como dije cuando hablé de él en la otra entrada eso de poner a los escoceses con las falditas pues está bien, estaría bien, lo malo es que esas faldas tan típicas no se empezaron a usar hasta siglos más tarde, pero da igual, porque para compensar Gibson pinta la cara de los feroces y valientes guerreros escoceses tal y como se hacía en la tierra, sí, pero muchos siglos antes, ya que hablamos de despellejamientos, hay una cosa curiosa en la peli, la ejecución de Wallace, sabiendo como sabemos del gusto de Mel por la sangre y las escenas de vísceras resulta curioso cómo muestra la escena, sanguinaria sí, pero mucho menos de lo que fue en realidad, quien haya visto “Los Tudor” les sonará, realmente Wallace murió mediante un castigo recurrente en la Inglaterra de la época, consistente en arrastrar al reo desnudo por un caballo (le arrastraban con el caballo, no quería decir que le desnudara el equino), era colgado, se le descolgaba, se le abría el tripamen, le cortaban el nabo, este era quemado junto con alguna que otra víscera delante de él (a estas alturas el reo aun estaba con vida), se le cortaba la cabeza (aquí ya moría, al menos un tío normal, Wallace pudo vivir perfectamente sin cabeza) y se dividía el cuerpo en cuatro partes (en realidad a estas alturas al preso ya se la sudaba lo que hicieran con su cuerpo, pero por completar).

En fin, toda una chapuza histórica, eso sí, entretenida, hay que reconocerlo, Sirenia cierra la cosa esta, la posdata es esto, por si no lo sabes, el tema es “All My Dreams”, con Ailyn ya a las voces, Ailyn es el nombre artístico de Pilar Giménez García, una catalana que tras participar en “Factor X” acabó cantando en la banda noruega, siendo la única vocalista en la historia de la banda en repetir disco, con lo que mal parece que no lo está haciendo.

Anuncios
  1. José Céspedes
    15/06/2012 en 01:28

    Jo, macho has logrado que fuera de viaje por esas tierras bravas; por supuesto, de lo de la historia real no tenía ni papa, es más, me ha impresionado la muerte que le dieron; imagino que, esa barbaridad tuviera público, la verdad que en aquella época la gente debía de estar hecha a todo.
    Desconocía también lo de la falda escocesa; ya de paso me has desmontado el mito de Lambert en la maravillosa primera parte de “Los inmortales”; yo pensé que era un atuendo que habían llevado por aquellas tierras desde siempre.
    por curiosidad: ¿cuando comenzó la tradición?
    Me pasa como a ti, amigo mío, siempre me ha gustado el bueno de Mel; es lo que tú dices, hace pelicular entretenidas y eso los espectadores lo agradecemos mucho en según qué temáticas.
    Yo creo que este actor no es responsable del maniqueísmo endémico de todas sus películas; el concepto de buenos y de malos es tan antiguo como el cine, creo que está tan asentado en la psiquis de los seres humanos que se ha impuesto como un pilar más de la poética de aristoteles; la ficción no sería lo mismo sin esa diferenciación tan aguda, se trata de un eterno juego de contrarios; te confieso que, en estas películas a las que no les pido mucho, le doy un pase al uso de este truco tan remanido.
    Oye, Dess; a todo esto, te paso un link que lo vas a flipar: es un documental que se hizo sobre los últimos días de vida del primer actor que interpretó a Espatacus; te confieso que me ha puesto la piel de gallina.
    Un abrazo bien grande, amigo mío.

    Me gusta

    • 15/06/2012 en 07:20

      La falda escocesa como tal parece que hasta el siglo XVI no fue utilizada, curiosamente su forma actual parece que se debe a un inglés, antes más que falta era una túnica que se ponían siempre por encima del pantalón para proteger la ropa de la pertinaz lluvia.

      Sobre la ejecución pues sí, solían ser públicas y como digo en la entrada se usó durante mucho tiempo ese método, enun par de meses tengo preparada una recopilación de diferentes ejecuciones crueles que se han dado en la historia, flipantes algunas.

      Coincidimos con Mel, además, en muchas de las pelis, la mayoría, él es tan sólo el actor, pero tiene que haber un chivo expiatorio ¿no? 😀

      Veremos el documental, a ver cuándo puedo, que hoy tengo jamada y eso nunca sabes cómo acaba, bueno, acaba en timba, pero me refería a cuándo más bien.

      Saludos jefe.

      Me gusta

  2. 15/06/2012 en 03:35

    En cuando eramos soldados estaba muy bien. Me gusta esa peli, la que comentas, pues un entretenimiento agradable, aunque a mi me aburrió.

    Historia y cine, pues que decir, la verdad es que queda digamos que mejor cinematograficamente poner a un tipo con falda escocesa, si puede ser pintado con colores de guerra y soltando arengas contra el invasor. Lo étnico y eso…..

    En cuanto a lo de ser un pobre diablo en vez de un noble. Ya sabes, lo ricos son todos unos cabrones y tienen que ser malos. Mejor poner un desgraciado para que todo cristo se identifique con su sufrimiento…. Cuidate campeon

    Me gusta

    • 15/06/2012 en 07:22

      Sobre esa peli también tengo preparada la entrada por supuesto, aunque más porque me gustó mucho, como a tí, ya que rompe la norma, es muy muy fiel a la verdadera historia, con sus pequeñas cosillas que son las que contaré.

      A mí “Braveheart” me encantó, me parece un peliculón de los de antes, de los de siempre, de aventuras y tal, quizá demasiado larga, con media hora menos ganaría bastante, pero en fin.

      Un placer leerte maestro.

      Me gusta

  3. 15/06/2012 en 07:43

    Como siempre, las licencias históricas en las pelis están a la orden del día. Es algo que nunca he entendido. Me parece bien y puedo incluso llegar a entender que se novele una historia para hacerla mas atractiva, pero de ahí a que se inventen la mitad, pues como que no, y eso pasa con muchas películas históricas. De todos modos Braveheart no está mal, aunque yo me mosqueo cuando los buenos son tan buenos y los malos son tan malos. Besotes
    Ana

    Me gusta

    • 15/06/2012 en 08:07

      Sí, de hecho estoy viendo ahora mismo, bueno ahora no, en estos días digo, “Downton Abbey” y es de las pocas cosas criticables, lo definido de los roles buenos-malos.

      Quizá el cine lo requiera, que te pongas del lado del prota y odies al villano, para que te metas más en la peli y sientas más cosas, en fin, no sé, supongo que en los cursos de guionistas estas cosas se estudian.

      Ahora, yo siempre digo una cosa, ¿que quieres coger una historia y manipularla?, pues invéntatelo todo, haz “Juego de Tronos”.

      Besos niña.

      Me gusta

  4. 15/06/2012 en 08:04

    Queridísimo: menos mal que yo me dediqué a la parte ñoña y a llorar como una ceporra en la escena de la muerte de la esposa, con lo que lo único que pedí a la película a partir de ese momento era sangre y venganza, aunque a mi las batallas lo reconozco, me la sudan y desconecto porque me aburren.
    Estoy contigo en que distrae, en que Mel Gibson es un rancio de cojones, y desde luego es una pena que tanto ésta como muchas otras películas no tengan ningún tipo de rigor histórico, una cosa es novelar y otra pasarse por el forro la historia, sobre todo porque muchos no la conocemos y damos por válido lo que nos presentan

    Me gusta

    • 15/06/2012 en 08:10

      Bueno, ese es el peligro claro, es cuando hablaba de “El Álamo” por ejemplo, o muchas otras, a ver, serie “Roma”, la historia cambiada, pero mucho, da igual, sigue siendo realista, porque cambia lo justo para dar empaque al guión, no traiciona nada, es el ejemplo claro de que se puede cambiar la historia real mucho y seguir siendo fiel al espíritu.

      Para mí hay una escena especial en esta, ¿te acuerdas cuando van a violar a la mujer y se pone el inglés (feo por supuesto, que para eso es malo) a darle lametones?, pues cuando quiero cabrear a la mujer le hago eso 😀

      Nos hemos cruzado hoy por el camino, venía de tu casa de tomar el café, voy a hacer coletas.

      Me gusta

  5. 15/06/2012 en 08:16

    Ja ja, lo se, he llegado cuando acababas de irte, menos mal que lo dejé preparado (el café digo) Mientras haces coletas mete algo, no se…de Deep Purple, lo que sea, pero tu sigue machacando que mi experiencia te sirva de algo, aunque más rock que se ha oído en esta santa casa…tengo una teoría, probablemente le debería haber puesto discos de operación triunfo, y en contraposición ahora ella escucharía rock por un tubo

    Me gusta

    • 15/06/2012 en 08:19

      Bueno, la mujer las pone “OT” a saco, su abuela moñadas, en el cole las típicas de niños y sus tías Shakira y cosas así, supongo que tienen varias alternativas para odiar 😀

      Vaya moño guapo que me ha salido con la pequeña, y eso qeu soy calvo, tiene más mérito el cómo me manejo con el cepillo.

      Me gusta

  6. 15/06/2012 en 11:16

    Querido Dessjuest: Me lo he pasado fenomenal leyendo tu post porque coincide que uno de mis cuñados es irlalndés y recuerdo que cuando salió la película andábamos nosotros por aquellos parajes y la fuimos a ver con ellos y se tiro tres dias casi con sus noches incluídas despotricando de los errores históricos de la peli. Y recogía más ó menos las mismas cosas que tú.
    Besazo

    Me gusta

    • 15/06/2012 en 11:30

      De hecho querida te voy a decir algo sorprendente, todas estas cosas las he leído, no estaba allí en esa época, por lo que es más que probable, diría seguro, que antes de ponerlas yo aquí otro las ha puesto ya mucho antes 😀

      Pero no lo comentes mucho que hoy se lo he leído a las niñas y del asombro se han quedado con la boca abierta, señal de admiración y veneración ante su querido progenitor, ellas decían que era aburrimiento, pero qué sabran unas niñas del significado del lenguaje corporal, que yo hice un cursillo del INEM de esos que tanto nos gustan a tí y a mí.

      No pases el día sin darle recuerdos al querido consorte, para tí besos maestra mía.

      Me gusta

  7. 15/06/2012 en 14:35

    La cosa es que sacaron ‘Braveheart’ en unos tiempos en los que se sometía referéndum simbólico la independencia de Escocia. La película en sí más que basarse en la historia real toma como referencia los poemas épicos ‘Wallace’ de un tal Harry el Ciego y, sobre todo, la revisión hagiográfica de Robert Burns, el bardo del nacionalismo escocés del siglo XIX, de ahí la mitificación.
    Wallace en sí desde luego no era un cabrero perdido en los verdes montes de escocia, pero tampoco un noble. Formaba parte de la incipiente burguesía escocesa, los boroughs, que, con el comienzo de su pujanza económica y civil en la vida de las ciudades, serán los que llevarán el peso de la lucha ante el dubitativo apoyo de la nobeza, siempre poco considerada ante el arribismo de clases inferiores, y un campesinado pobre, dedicado a la cosecha y el pillaje ocasional, al que vivir bajo los Bruce o los Plantagenet les daba más bien lo mismo. Una muestra del carácter de Wallace es que lo primero que hizo tras vencer en Sterling fue ponerse en contacto con sus homólogos comerciantes de Lübeck y Hamburgo con el deseo de restablecer cuanto antes el mercado de la lana.
    Como bien dices, su recorrido por Europa es posterior a la derrota de Falkirk, ya sin prestigio ni ejército como para continuar la lucha.
    Además, esa Isabel francesa, que luego le pondrá los cuernos a su marido Eduardo II -representado aquí con una idea tomada del ‘Eduardo II’ de Pihillip Marlowe, símbolo de contraposición de la virilidad y el heroismo-, es medio española, ya que era hija de Felipe el Hermoso y Juana de Navarra.
    Buena chapa me he cascado, si señor.

    Me gusta

    • 15/06/2012 en 22:08

      Buena chapa sí, escrita además desde el conocimiento, puedes dar chapas de estas cuando gustes 😀 no me importa en absoluto.

      Me gusta

  8. 15/06/2012 en 14:43

    De todas maneras un apunte personal: pese a ser licenciado en Historia, la fidelidad histórica de las películas me importa más bien poco, a no ser que sea un error malintencionado, de descarado uso político o demasiado flagrante. De hecho, me repugnaba aquellos frikis de la carrera que le sacaban punta a cualquier tontería, como una vez que pusieron Troya y un tipo se quejó de que Brad Pitt dijera que iba a matar a nosequién con la fuerza de su mandoble (no era el tipo de espada que él tenía en ese momento).
    En fin. Decía Ford que prefería quedarse con el mito que con la realidad. Más cinematográfico es, desde luego.

    Me gusta

    • 15/06/2012 en 22:12

      En esto estamos de acuerdo, es más, siempre digo que estas entradas las hago más como curiosidad que como crítica, salvo detalles como el hacer más malos a los malos y buenos a los buenos, aunque supongo que es algo obligado, hay excepciones, como El Álamo o Custer, que esas sí me parece que no es que tergiversen la historia, es que la prostituyen.

      Sobre “Troya” se ha escrito tanto que ya ni discuto, a mí me encantra y respeto que haya gente que no, no es muy fiel a la Iliada vale, ¿y? es entretenida como pocas, llena de escenones, me la pela el resto, como en esta de “Braveheart”, sabes que es todo mentira, pero llega la batallita de las estacas y te la suda.

      Un honor tenerte por estos lares, toda una figura sí seño.

      Me gusta

  9. isabelamor
    15/06/2012 en 15:38

    Pues a mi ni me gusta esta peli, ni tampoco Mel, me cae gordo en fin para gustos los colores yo me quedo con Ricardito o Brad Pitt.
    TU pos buenísimo y bien documentado
    P.D. ya me dirás que le hiciste a la Kim que estabas en spam ajjajaaa

    Me gusta

    • 15/06/2012 en 22:15

      😀 No soporta que prefiera a Charlize o a Sharon, es celosa compulsiva.

      Mel también me cae muy mal, pero reconozco que pocas pelis en las que sale me decepcionan, cierto es que sé lo que voy a ver de sobra, patriotismo, valores inquebrantables etc etc

      Ahora, Pitt me parece un actor muy infravalorado, porque es guapo, como Di Caprio por ejemplo.

      Me gusta

  10. 15/06/2012 en 17:53

    Otra genial sesión de historia desde tu autorizada pluma, que seguro habrás cargado en los auténticos bebederos del tiempo. Me gustan estos trabajos tuyos, más allá del ámbito que los contiene, en este caso una película que me encanta, especialmente la música.

    Y si es hablamos de música, nada mejor que Sirenia para broche. Sabia elección, aunque podría haber encajado tambien aquel “The kingong” de Dark Moor.

    Un abrazo, jefe. Disculpa la tardanza en llegarme, ando algo perdido estos días.

    Me gusta

    • 15/06/2012 en 22:20

      Ya sé ya, tú y Plared, y Catucha, preocupantemente, que os hecho de menos, por no hablar del ciempiés, que lleva meses desaparecido, a veces pienso que soy hasta gafe 😀

      La pluma mía no deja de ser una fotocopiadora de la de los demás, el mérito quizá sea tan solo pasr tiempo buscando y rebuscando, y tirar del traductor, ahora, esta casi salió sola, la que más me costó con diferencia fue la del Templario y el castillo de Rochester, porque en castellano había poco y lo poco que había encima errado, curiosamente en todos los sitios que veía la ponían, a la peli, de muy fantasiosa y cuando acudí a fuentes inglesas, las pocas que hay por cierto, ves que nada más lejos de la realidad, a grandes rasgos era bastante fiel.

      A ver si me acuerdo y enchufo ese tema pronto, por cierto, que esta canción la puse pensando en tí.

      Un abrazo jefe.

      Me gusta

  11. 15/06/2012 en 20:29

    Excelente forma de tirarme por los suelos una peli que me encanta jaja En serio,,,,has hecho un análisis genial y real…he aprendido mucho Un beso y buen finde

    Me gusta

    • 15/06/2012 en 22:21

      Gran noticia ver que aun sigues por estos lares querida mía, pero, la peli sigue siendo la que era, si te gustaba no debes mirarla con otros ojos, solo saber que es más fantasia que realidad, como la inmensa mayoría de pelis históricas.

      Ejemplo de lo contrario, “Alexander”, bastante fiel a la realidad y sin embargo un auténtico coñazo, al menos para mí.

      Muchos besos.

      Me gusta

  12. Mar
    15/06/2012 en 21:13

    Pobrecito Mel, te has ensañado con él…Aunque lo mejor de todo fue la lección de historia.
    Un beso desde las alturas.

    Me gusta

    • 15/06/2012 en 22:24

      Es que Mel me cae mal, qué le vamos a hacer, es más, tengo preparada ya otra mas para el 😀

      Lo malo es que abajo se pilla mal el wifi de los vecinos, pero no me quejo, nunca estube tan cómodo como estando en tus pies, si peso dimelo _D

      Pása buen finde querida, se te admira y quiere.

      Me gusta

  13. 15/06/2012 en 21:59

    Muy interesante. Me temo que las películas históricas no suelen tener de eso más que el nombre. Un saludo.

    Me gusta

    • 15/06/2012 en 22:26

      Pues sí Susana, eso parece, pero a mi me sirven para mucho, patolçogicamente incluso, veo una peli histórica e inmediatamente me meto a internet a ver qué de cierto hay en lo que narran, en ese sentido creo que merecen un halago, es probable que si no se hubiera hecho “Braveheart” por ejemplo, no sabríamos siquiera quien era William Wallace.

      Saludos y gracias por la visita.

      Me gusta

  14. 16/06/2012 en 00:00

    ¿Qué quieres que te diga Dess? Mel Gibson me cae como un rayo y no voy a ver sus películas ni aunque me regalen las entradas. Soy fiel a mis convicciones y este Mel es un fascista que no puedo soportar.
    La lección de historia que nos has dado, como siempre, magistral.
    Un abrazo, querido Dess.

    Me gusta

    • 16/06/2012 en 00:32

      Es qeu tú eres un ser con principios, yo los traiciono, me cae mal, pero le veo, peor que me cae el Pajares no me cae nadie y no hay mes que no vuelva a ver uno de sus clásicos 😀

      Por cierto, vaya amistades que tienes, pedazo de historia de Makinai y pedazo de artista Facundo, acojonantes.

      Besos Mertxe.

      Me gusta

  15. 16/06/2012 en 00:14

    Pues por aquí conocemos a unos cuantos MelGuibsons, que son en general chatos, gordetes, bajos y feotes, que por redondear faena se apellidan Melguizo y de ahí el mote, aunque tengo que decir que conozco a unos cuantos (todos familia, claro) y son gente apañada y alguno es gracioso y todo, como dicen aquí.
    Muy bien documentada la entrada, curioso lo de las faldas escocesas y opr qué aparecieron. No me extraña que se las pusieran para la lluvia, es un poco el pan nuestro de cada día allí, está claro. No sé si sabías, para tus datos enciclopédicos te lo cuento, que cada familia tiene una “kilt” que es como se llaman, con grecas diferentes, segun la familia a la que pertenezcas, y algunos, supongo, se podrán reconocer por la falda “anda, pero si tú serás pariente de Fulanito!!! ya decía yo que ese verde con rayitas rojas me sonaba…”. AHora, que de lo de no llevar gayunbos debajo, no tengo datos, no le he levantado la falda a ninguno, no sé si será una leyenda urbana o en efecto preferían llevar tomo el temita suelto y al aire.
    Mel es sanguinario donde los haya, en gustos, pero la peli la verdad es que le salió bastante lograda, aunque se pasase por el forro miles de historietas que tú apuntas. En su momento me gustó, aunque no son de mis pelis preferidas, ahora la del Cristo crucificado no quise ni verla en la tele, soy demasiado impresionable para esas cosas por mucho que ya me sepa la historia. Por cierto, igual me salto tu entrada de lo de las torturas, no lo sé, igual la leo por morbo, pero desde luego si es así, espero no hacerlo cerca de la noche si cuelgas fotitos ilustrativas!
    Un beso, Dess, que ya necesito descansar!

    Me gusta

    • 16/06/2012 en 00:36

      No, no te la saltes, ya te diré yo cuál debes evitar, pero aun queda mucho para eso, es que estoy tan henchido de éxito que tengo preparado un poker de entradas para dentro de tres meses cuya finalidad es caer mal a la gente, pero como a tí no te quiero caer mal pues lo dicho, ya te avisaré con tiempo.

      Mira, ese detalle de las faldas familiares lo desconocía por completo, ya te digo que en esta vida nunca acabas de aprender cosas.

      Sobre lo de la entrada esa de las ejecuciones, pues creo recordar que no, no había ninguna imagen fuerte, es más, intenté hacerla de forma simpática incluso, otra cosa es que lo logre, ya veremos.

      Cuídate mi niña, yo estoy hasta las seis despierto hoy, osea que nada, aprovecha y duerme por mí.

      Me gusta

  16. 18/06/2012 en 18:58

    LLego con retraso!! (yo soy asi de femenina) pero mi lema es “lenta y segura como las compresas… o algo asi…
    Nunca me he creido las historias epicas pero si, entretienen mucho y esta es una de las que mas me han gustado!!!! (junto con “el último caballero”) no se puede negar que Mel es un actorazo para estas cosas. Vale, me lo has destripado…. pero destripado y todo me gustaaaaaaaaaa!!!!
    Gracias por la información historica pero claro, con esos datos la peli ya no seria lo mismo…. Ja! te reto a que me hables del payo de la sortija!
    Un beso infernal mijo!

    Me gusta

    • 18/06/2012 en 19:44

      Payo de la sortija…. vale, apuntado.

      Curiosamente ahora estaba acabando de escribir dos cosillas, una es una historia de las de amor, de las tiernas y bonitas, la otra destripar de nuevo al pobre de Mel con “El Patriota”, es que es muy agradecido para estas cosas.

      De “El ultimo caballero” recuerdo poco, me pareció algo cutrecilla, como que no había mucho dinero para extras, pero vamos, que también vale como ejemplo, dí que como lo de Arturo es pura leyenda pues es más sencillo hacer de esa historia lo que a cada uno le de la gana.

      Besos, voy a ver dónde meto al payo ese.

      Me gusta

      • 18/06/2012 en 20:02

        Ja, esa no la he visto asi que me creere todo lo que digas jejejeje… Ansiosa espero!

        Me gusta

        • 18/06/2012 en 20:32

          Pues ponte cómoda, que hasta dentro de tres meses me da que no aparecerá, pero tranqui, que tenía otra escrita sobre él que aparecerá antes.

          Besos.

          Me gusta

  17. emevecita
    18/06/2012 en 22:37

    “Querido Dessjuest” llego tarde y me toca el número treintaitantos… pensé que al suscribirme a tu blog alguien me avisaría cuando hay entrada nueva, no es justo, no me gusta llegar tarde, menos al despellejamiento del bueno de Mel que tan mal me cae…

    Me gusta

    • 18/06/2012 en 22:44

      No, parece que no chuta, lo de avisar de nuevas entradas, o van todos a la bandeja de no deseados, pero no te preocupes, porque lo importante, tu entrada, que ya está hecha del todo, se te será anunciada con tiempo.

      Es despellejamiento pero con cierto cariño que conste, que ya he dicho que sus pelis son muy buenas, para mí al menos, peor sería caer en la indiferencia, dí que a mí mientras haya batallitas me gustan hasta las de Kevin Costner, que ya hay que tener moral.

      Saludos niña.

      Me gusta

  18. emevecita
    18/06/2012 en 22:56

    Dessjuest :
    Es despellejamiento pero con cierto cariño que conste, que ya he dicho que sus pelis son muy buenas, para mí al menos, peor sería caer en la indiferencia, dí que a mí mientras haya batallitas me gustan hasta las de Kevin Costner, que ya hay que tener moral.

    No tolero la sangre, pero ya eso de Kevin COstner, no debo si no concordar contigo en que no tienes moral…

    Me gusta

    • 18/06/2012 en 23:05

      Me gustó hasta la del cartero 😀

      Y a ese encima no le pongo verde, no sé, quizá me caiga mejor que el Mel, que la verdad, cuando da entrevistas hablando de sus filosofías de vida… atraganta un poco.

      Marcho a la cama a reflexionar seriamente sobre intrascendencias, cuídate.

      Me gusta

  1. 15/06/2012 en 13:54
  2. 15/06/2012 en 13:54
  3. 15/06/2012 en 13:55
  4. 29/10/2012 en 00:03
  5. 02/11/2012 en 00:01
  6. 11/07/2013 en 00:02

Por cada diez comentarios entrarás en un sorteo para pasar una noche de amor con el autor. (Quien mee de pie o mee sentada pero tenga bigote o barba queda excluído, si estás muy buena dímelo y te doy dos boletos extra)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: