Inicio > Televisión > “The Shield”, la sorpresa.

“The Shield”, la sorpresa.

Hace un tiempo que te hablé de “The Shield , la serie de FX creada por Shawn Ryan, tiene siete temporadas y cuando hablé de ella lo hice tras haber visto las cuatro primeras, normalmente, al menos a mí me pasa eso, con estas series tan largas la cosa tiende a empeorar a medida que avanza, a empeorar o a lo sumo, que ya es un éxito, a seguir la línea, así que me dije que una de dos, o con lo que había visto ya era suficiente o que puede que si veía más lo que había escrito pudiera resultar hasta excesivo, por lo bueno.

The Shield

Grave error, porque llega la quinta temporada, en la que entra Forest Whitaker, sí, al principio pensé que había llegado el bajón, seguía manteniendo sus señas de identidad pero quizá no era tan trepidante, sin embargo a medida que veía episodios reparé en que sin duda estamos ante la mejor temporada de todas, con bastante diferencia además, y eso que veníamos de una cuarta en la que Glenn Close para mí se salía con su papel.

La historia en principio no es que sea tampoco para tanto, Whitaker interpreta a un teniente de asuntos internos cuya meta es cazar por fin al grupo de asalto comandado por el detective Vic Mackey (Michael Chiklis), no era la primera vez que en la serie intentaban tal cosa, la cosa es que el enfrentamiento entre ambos y las consecuencias que trae alcanzan un punto de emoción que pocas veces he visto en una serie de televisión, llega un punto que si suena el teléfono mientras estás viendo el capítulo de turno te cagas en sus putos muertos (encima para más huevos suele ser para ofrecerte un seguro de decesos, para invitarte a follar nunca), te mantienes con los ojos como platos, permanentemente tensionado, intentando entrar en la pantalla para avisar al prota de que le están siguiendo, para ahostiar a alguien, para aconsejar (no hagas eso tontolculo, que están engañándote), vaya, te metes en la trama de verdad.

Luego está el que al menos a mí me hizo hasta pensar, de algo de lo que también hablé en su momento, la percepción tan particular que todos tenemos de la justicia, del bien y del mal, sabes que uno es un cabrón, que ha pasado la línea de lo permisible tanto como tu suegra la del buen gusto culinario, sabes que el otro es un tío recto, que hace su trabajo, que no es capaz de hacer la vista gorda ni por sus seres más queridos, pero entre que al primero le tienes cariño después de tantas aventuras y que ambos personajes están perfilados de manera en que lo que predomina es el gris y no el blanco y negro pues acabas con un dilema moral (a ver, un dilema pequeñito, hablamos de ficción), ¿quieres que le cace?, ¿no?, ¿es que no se lo merece?, claro, se nota que Whitaker tiene el culo pelao en esto de actuar, encima le dan un papel hecho a su medida, donde poder dar rienda suelta a sus excesos interpretativos, y sí, lo borda el muy cabrón.

Negro y blanco, escala de grises, cuanto más oscuro es el gris claro más claro nos parece el oscuro, cuando por fin tomas partido descubres que estabas equivocado, acaba el juego de colores, cambian de tema, sigue siendo una serie sincera, no alarga el chicle más de lo necesario, el show debe continuar y ya sabes, no hay paz para los malvados, ni paz ni descanso, es una de las cosas que más se agradece de esta serie, su sinceridad, su endiablada velocidad, dispuesta siempre a mantenernos atentos a lo que cuenta, arriesgando.

La vida sigue, nuevas tramas, nuevos personajes, pero el pasado siempre vuelve, y vuelves a ponerte en un brete, ¿del lado de quién estás?, le intentas sacar huecos en el guión y enseguida te los rellenan, ya no es sólo pura acción, puro entretenimiento, ahora encima te hace reflexionar, odios, venganzas, traiciones, todos los más bajos instintos reunidos, parecía que no se podía ir más allá, pero se va, vaya que si se va, sólo queda saber cómo cierran la historia.

A ver, cómo te lo explicaría, tú ponte en que vuelves a la adolescencia, la novieta y eso, besos, caricias, te mola, te gusta, llega un día en el que por fin te deja poner el lomo en adobo, coño, eso te mola más, antes no lo echabas de menos, porque no se echa de menos lo que no has tenido, pero ahora sí, los besos y las caricias molan, pero prefieres echar un cohete en condiciones, normal, pues esto es parecido, la serie vuelve un poco a sus orígenes, que te gustaban claro, pero una vez que has follado lo que quieres es seguir follando, y ahí es donde creo que está el pequeño fallo de “The Shield”, que aunque sigue con la gran historia de las últimas temporadas la alterna con cosas a estas alturas muy prescindibles, lo que le da una irregularidad bastante irregular, por no decir irregulativa, eso sí, a pesar de todo merece la pena verla hasta el final.

Nightwish en la posdata, “Dark Passion Play” fue su primer disco sin Tarja y con Anette a las voces, también es el disco en el que hicieron ese tema largo que toda banda al final tiene en su discografía, este “The Poet and the Pendulum”, que está realmente bien, aunque a mi juicio le sobran un par de minutillos al final.

Anuncios
  1. 05/06/2012 en 01:01

    Estoy de acuerdo, mira que no soy partidario de que una serie se alargue más de tres temporadas (que ya son), pero ‘The Shield’ sabe mantener el tipo. Vic Mackey es mucha tela. También coincido, la quinta es una gran temporada, Withaker mola y eso que creo que su estilo interpretativo no pega demasiado con el del resto de la serie, con esa tendencia a la composición y al histrionismo que queda como un pegote en ocasiones. Discutí mucho en su día sobre el final con el amigo que me la recomendó. A mí me pareció muy bueno. Es el final que debía ser (cosa que pocas veces ocurre, bien podía haber sido todo el sueño de una siesta pesada).

    Me gusta

    • 05/06/2012 en 07:17

      Cierto, además que es un final muy emocionante, el gran acierto de esta serie es no alargar demasiado los chicles, cuando una historia languidece sacan otras, sea fin de temporada o la mitad de la misma, no aburre.

      Yo la verdad, sabía que iba a salir Withaker, como digo en la entrada veníamos de disfrutar, para mí al menos, de la Close, tenía muchos miedos, pero para mí se sale, un papel a su medida, un traje perfecto, esta es otra historia que muere perfectamente, esa pelea entre los dos gallos para mí es de largo lo mejor de toda la serie.

      Sin duda muy recomendable, toda una sorpresa, una serie que nació como mero entretenimiento y que acaba convirtiéndose en una referencia para un género tan trillado como es el “policiaco”.

      Saludos.

      Me gusta

  2. José Céspedes
    05/06/2012 en 02:44

    Tampoco la he visto, pero me quedo con tus descripciones; la claridad de tus argumentos es meridiana y directamente proporcional a la pasión que le pones.
    Withaker es un gran actor que, en este momento, está sufriendo la maldición del oscar que se llevó hace tres o cuatro años; le vi en un Spin-off de mentes criminales y estaba sobrado, como siempre, pero me parece que no ha debido de tener mucha suerte porque nada más se supo.
    Me ha hecho gracia lo del seguro de “los vivos” :); yo también odio esas llamadas de gente que te habla de una forma tan autómata que no les importa si te han hecho salir a toda leche de la ducha (o peores cosas)
    Un abrazo amigo mío; ya estoy de bajón otra vez, para no variar; soy la leche: mi vida a veces es como una montaña rusa; estoy harto de tanta subida y tanta bajada.

    Me gusta

    • 05/06/2012 en 07:21

      Esta es una serie agradecida, en el sentido de poder verla sin necesidad de darle una continuidad fiel, hay muchas historias, algunas se resuelven en el mismo capítulo.

      Lo mejor es su evlución, nace como una serie más, como una de tantas, pero envejece como el buen vino, en todo caso es muy fiel a si misma y a su ritmo, cosa que se agradece horrores, deberías darle una oportunidad, aunque advierto que son nada menos que siete temporadas.

      Lamento verte de bajón, sería una buena terapia volver a escribir sobre viejas galas de los oscar 😀

      Un abrazo.

      Me gusta

  3. 05/06/2012 en 08:27

    No la he visto, pero ya no lo necesito. Lo explicas tan bien que me hago idea.:)
    Me llama la atención lo de los grises.
    Es cierto, hay personajes de ficción a los que le coges cariño y le justificas ciertas relajaciones morales.
    Besos

    Me gusta

    • 05/06/2012 en 08:42

      Es una trampa al fin y al cabo, un guión es un guión, es pura ficción, pero les queda genial, el enfrentamiento entre los dos, el “tuyo” es el malo, el nuevo es el bueno, pero sabes de sobra que tu chaval, con todos sus pecados, tiene sus virtudes, el nuevo apenas presenta aristas, así que cuando las muestra te alegras, su gris claro se torna oscuro, te sientes menos culpable de apoyar al de siempre, pero…..

      …..pero no voy a reventar la historia 😀 lo cierto es que esos episodios son verdaderamente brillantes.

      Cierto lo que dices, de hecho las series que suelo ver, las que más me gustan, están llenas de personajes con bastante gris oscuro en sus auras, o que pasan del negro al blanco y viceversa, en definitiva matices, es lo que agradezco, nada de roles tan definidos como en “CSI” por ejemplo, con personajes tan buenos, tan guapos, tan efectivos… que me dan asquito.

      Saludos damisela mía.

      Me gusta

  4. Jedy mi Padawan esta de acuerdo contigo
    05/06/2012 en 09:56

    Querido D: mira que me precio de verlo todo, pero he de reconocer que de esta no he visto ni uno, con el parón veraniego de las series, voy a darle una oportunidad, porque me la has pintado increíble.
    Te iré contando

    Me gusta

    • 05/06/2012 en 10:04

      Es muy buena, como dije en la otra entrada, la primera que le dediqué, quizá no se acerque siquiera a “The Wire”, pero tampoco lo pretende, ni mucho menos es “CSI”, es bastante original, muy entretenida, tiene un punto amoral realmente atractivo, sí, habrá que aprovechar ahora 😀

      Yo la verdad es que tengo bastantes pendientes, fíjate que ahora he empezado con “Alcatraz”, lo que no sé es si llegaré al final 😀

      Ya me contarás, voy a pasear a la perrina que me está mirando ya con cara de malas pulgas, y eso que puedo jurar que no las tiene, besos.

      Me gusta

  5. 05/06/2012 en 15:54

    QD:
    Te comento el video, bueno que voy a decir yo de estos???? Me guuuuustan!!! pero por mas que escucho sus canciones mi preferida sigue siendo “el fantasma de la opera” … brutal!
    Un besazo infernal y eso jejejeje

    Me gusta

    • 05/06/2012 en 16:06

      Demasiados gorgoritos de la Turunen 😀 es que no la trago y en ese tema es más ella que en ningún otro, para mí ganaron con el cambio de vocalista, aun siendo esta, la nueva, de un registro diferente a la anterior, se me antoja menos estirada vaya.

      Ahora, el sorprendente es Marco, lo bien que queda en estudio y la nulidad total cantando que es en directo.

      Besos, yo pudorosos 😀

      Me gusta

  6. 05/06/2012 en 23:36

    Mi querido y admirado Dess:
    No veo las series, y es más, no he sido capaz de bajar las que con tanta diligencia y amabilidad me recomendaste (te pido disculpas, por ello). Y es que se me hace, muy cuesta arriba, seguir capítulo tras capítulo. Lo mismo me estoy perdiendo algo importante, porque tú te apasionas con ellas, de tal manera, que deben ser la … (lo que se te ocurra)
    Lo que no voy a perderme, de ninguna manera, son tus comentarios, son la tralla, son cañeros, son etc., etc. (estas últimas palabras son de mis hijos)
    Un abrazo, querido amigo.

    Me gusta

    • 06/06/2012 en 07:11

      Hombre, esta por ejemplo, pues siendo buena no sería la primera que te recomendaría a tí, la otra sí, la de la funeraria, esa sin duda, pero uno debe acercarse a ese mundo con decisión, si no posiblemente se espante, porque no son series de ver por ver, sino de mirar.

      Besos Mertxe.

      Me gusta

  7. 22/10/2013 en 20:41

    Grave dilema el que me creas. Con la anterior entrada sobre la serie he pensado…ufff, no, paso, me callo como una puta y no le digo nada al coriano, pero llego aquí y me entra el gusanillo. ¿Problema? Pues que si me tengo que tragar cuatro temporadas para empezar a flipar no sé si me compensará…

    Me gusta

    • 22/10/2013 en 22:26

      Sí, porque ya te digo que la serie es superentretenida, de esas que te enganchan enseguida, lo que pasa es que llega un punto en el que dan claramente un paso adelante.

      Es salvando la distancia, como “Dexter”, que comienza siendo entretenida, sin más, pero que según avanza va cogiendo un color negro que le hace mucho bien.

      Me gusta

  1. 16/08/2013 en 00:03
  2. 14/11/2013 en 00:01

Por cada diez comentarios entrarás en un sorteo para pasar una noche de amor con el autor. (Quien mee de pie o mee sentada pero tenga bigote o barba queda excluído, si estás muy buena dímelo y te doy dos boletos extra)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: